Jueves de poesía: Casas, de Héctor Viel Temperley.

A lo mejor las casas
son el reino
de Dios sobre la tierra
para algunos;
a lo mejor algunos
son el reino
de Dios sobre las casas,
como tiendas.
 
Acaso Dios es casa,
acaso es tienda:
tienda nomás, no casa.
No hay hacia Dios caminos
ni es casa con terrazas
para mirar desde allá arriba
casa.
 
Acaso el hombre quiere
volar nomás en medio
de la tienda de Dios,
tomado de la pobre
camisa azul de Dios,
con los ojos cerrados.
 
Acaso son las llagas
del hombre las que quieren
un Dios así, que deje
pasar la lluvia y vuele
alegre hacia su casa.
 
Acaso Dios es casa.
 
De e Humanae vital mia, 1969, y en Obra completa, Ediciones del Dock, 2003.
 
Héctor Benjamín Viel Temperley nació en Buenos Aires el 21 de mayo de 1933, ciudad donde falleció el 26 de junio de 1987.
Autor originalísimo, conjugó en su obra, quizá breve pero contundente, el misticismo cristiano –por momentos, de ribetes surrealistas- con un vitalismo trascendente que le granjeó la amistad y el respeto, amén de reiterados esfuerzos por la difusión de su poesía, de Enrique Molina, Francisco Madariaga, Edgar Bayley y Enrique Fogwill, entre otros, quienes lo conocían y nombraban como Etomín, su alias familiar.
 
#JuevesdePoesía
#poesía
#poesíaargentina
#héctorvieltemperley

Responses

Compartílo en tus redes

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter
Share on email

BIENVENIDO

0